· 30 de agosto de 2022Categorías: Odontología

¿Qué es una endodoncia?

La endodoncia es el procedimiento que utilizan los dentistas para eliminar una parte de la pulpa del diente o su totalidad, para así poder sellar el conducto pulpar.

La parte más interior del diente es la pulpa y está formada por un tejido blando que abarca los vasos sanguíneos y los nervios.

Se trata de un procedimiento para eliminar tejido necrótico y bacterias del sistema de conductos radiculares y así el conducto lo más aséptico posible. Lo componen diferentes fases:

  1. Diagnóstico: se realiza una anamnesis (preguntas guiadas) por parte del profesional sanitario. En ella el paciente informa de cómo es el dolor, dónde se localiza, su intensidad, si se calma al aplicarse frío… Todo orientado a hacer un buen diagnóstico y a aplicar el tratamiento correcto.
  2. Anestesia local: afectando solo al diente a tratar y a la zona de alrededor. Hay que procurar que no exista ninguna inflamación o infección en la pieza. La intervención deberá posponerse si esto pasa y se recetará al paciente una serie de antiinflamatorios y antibióticos si fuese necesario.
  3. Apertura y aislamiento de la pieza: se realiza un agujero en la corona del diente para acceder a la pulpa y poder su extraerlo. Se aísla el diente de todo el organismo.
  4. Conductometría e instrumentación, es la limpieza de los conductos radiculares para dejarlos limpios.
  5. Obturación: es el sellado del diente. Se cierran los conductos que se han limpiado, dejando así la pieza insensibilizada.
  6. Control: una posterior radiografía y observación por parte del dentista para verificar la efectividad de la intervención y el estado del diente, además de ver cómo es su anatomía (longitud de las raíces el estado en el que están…). Normalmente se realiza un seguimiento durante unas semanas o meses.

 

¿Qué tipos de Endodoncia hay?

Van a depender del número de conductos radiculares. Las posibilidades anatómicas se pueden encontrar en todos los dientes, el odontólogo debe usar todos los métodos disponibles para localizar y tratar todos los conductos radiculares. Existen tres tipos de endodoncias:

Endodoncias unirradiculares

Se realiza en dientes con un solo conducto radicular. Suelen presentar una sola raíz y por tanto un solo conducto radicular: los incisivos centrales, los laterales y los caninos, tanto superiores como inferiores. También ocurre esto con los primeros y segundos premolares inferiores.

Endodoncias birradiculares

Realizadas a dientes con dos conductos radiculares como, por ejemplo, los molares inferiores en su raíz mesial y los segundos premolares superiores (solo presentan una raíz, pero es muy común que contengan dos conductos radiculares).

Endodoncias multirradiculares

Endodoncias hechas a dientes con tres o más conductos radiculares. En los molares superiores, es común que presenten un total de cuatro conductos radiculares.

Comparte este Artículo, elige tu plataforma

  • Categories